La entrevista de los martes: Iker Jiménez, periodista y gamer

Entrevista a Iker Jiménez

Poco podía imaginar cuando hice un artículo sobre el streaming de Iker Jiménez que terminaría entrevistando al hombre tras el mando de Playstation. Me puse en contacto con él con la humildad propia de alguien que se acerca a una figura pública, y teme que no lo tomen en serio. Además, supuse que, en el caso de obtener una respuesta, su e-mail vendría precedido por una psicofonía, o tal vez por un OVNI rasgando el cielo.

Pero muy al contrario, resultó ser no sólo un comunicador nato, sino también una persona cercana, amable, y cuya vitalidad y pasión son contagiosas. Pude hablar con Iker Jiménez de videojuegos, de Pro Evolution Soccer, de deportes electrónicos, de periodismo, e incluso de Fortnite; algo que ni en mis sueños pensé que viviría. Esta es la entrevista a Iker Jiménez, periodista y gamer.

“Alguien puede pensar que Iker se suma al carro del gaming o algo así. O que es una maniobra de publicidad y visibilidad. Pero mi relación con los juegos es una verdad de siempre. ¡Puedo demostrarlo!”

El otro Iker Jiménez

M. R. R. Escabias – En primer lugar, me gustaría que te presentases. Pero no como el Iker Jiménez periodista, que la mayoría de nuestros lectores ya conocen, sino como el aficionado al fútbol, al Pro Evolution Soccer, y a los videojuegos. ¿De dónde nace tu pasión? ¿Nos puedes hablar de este aspecto poco conocido de tu vida?

Iker Jiménez – Soy del 73. He vivido el arcade y los salones recreativos españoles. He visto con entusiasmo la llegada de Atari y el Pelé Soccer; fui propietario de un Amstrad CPC 6128 y el primer juego que corrí a comprar fue Match Day. Han pasado 33 años. Es decir, mi pasión de niño, de jugar y ver el fútbol, la compaginé con esos juegos alucinantes, cada vez mejores, donde uno podía ser el dueño del partido. Yo creo que he probado la mayoría.

Pero la clave, la clave total fueron unos muñecos llamados Airgam Boys, que ya no existen. Con el mundial 82 llegaron a mi casa. Hice miles, digo miles, de partidos. Con equipos españoles también. Miles de retransmisiones, solo, en la alfombra de mi casa, con una portería con una red de bolsa de naranjas. Con miles de hojas de estadísticas durante más de una década, anotando todo. Un mundo paralelo.

Todo eso es lo que quiero recrear y hacer vivir a otros con el Retrofútbol de Iker.

Alguien puede pensar que Iker se suma al carro del gaming o algo así. O que es una maniobra de publicidad y visibilidad. Pero mi relación con los juegos es una verdad de siempre. ¡Puedo demostrarlo!

Escabias – ¿Por qué prefieres PES, el título de Konami, antes que FIFA, de EA Sports?

Iker J.Lo probé en la frontera del siglo XXI, cuando era ISS Pro Evolution. Me impactó, y hasta hoy. He jugado al fútbol toda mi vida, y sigo porque me encanta a pesar de mis 45 tacos. Hay algo indefinible en el juego de Konami, al que se le pueden criticar cosas como a todos.

Pero hay algo… algo que es la física de la pelota. La sensación de peso de la realidad. Esa es la fórmula. Quizá sea un misterio. Para mí PES, al que juego esporádicamente desde hace 20 años, es lo más parecido al fútbol. Y no hay comparación.

Escabias – Muchas veces has hablado de la importancia de ver la vida con los ojos de un niño, y de ilusionarse por las cosas en apariencia pequeñas, ¿es algo que trasladas a los videojuegos y al fútbol?

Iker J.Esa es la única clave que conozco para vivir: entusiasmarse con las cosas. Cosas pequeñas que son enormes. Que valen más que las “grandes”. Cosas que nos hacen felices. Y si ya puedes compartir e irradiar a otros… entonces eso ya es mágico. En el misterio y en el Retrofútbol. Son caminos sorprendentes y paralelos.

El Retrofútbol

Escabias – ¿Qué es el Retrofútbol? ¿Qué valor sentimental tienen para ti las competiciones de entre 1978 y 1986?

Iker J.Es volver a ser niño. A esas sensaciones. Yo veo un Argentina-Polonia del 82, trajes Le Coq y Adidas, Maradona y Boniek, Tarantini y Lato, en el PES, y en el fondo algo de mí, algo profundo, viaja a ese 82, delante de la Telefunken, en blanco y negro, fascinado en mi Vitoria natal con el Mundial 82.

Para mí, aquello fue un shock. Como descubrir un mundo. Y esto me conecta con aquello. Las neuronas de la nostalgia son poderosísimas, evocadoras. ¡Claro que se puede viajar en el tiempo! Y eso le ha pasado a miles de amigos con El Retrofútbol de Iker.

Escabias – ¿De dónde nació la idea de compartir en directo tus partidas de PES?

Iker J. – Pues hay dos factores. Uno es el comentarista deportivo de Radioset, Raúl Menottinto. Me dijo: “oye, ¿esas partidas que haces editando equipos del PES con tu cuñado por qué no las transmites?” Yo le acababa de contar que, tras muchos años, le había ganado una liga de diez equipos a mi cuñado Félix, con el Hércules de 1981. Gol de Megido en la final con el Sporting y 0-1. Ojo, rudeza y realismo total. Tonterías y moderneces las justas.

Por su parte, mi cuñado se animó, aunque él vive en Alicante, y me dijo: “¿y si transmitimos un Retromundial paralelo al Mundial?” Y aquí nos tienes.

Escabias – Tu primer directo en YouTube de Retrofútbol tiene ya casi 60.000 reproducciones, ¿estás contento con la acogida de la gente? ¿Tienes más planes al respecto?

Iker J. – Sobre todo estoy impresionado por la solidaridad de los gamers del PES, y del público en general. Me han mandado equipos, consejos, de todo. Editores de muchos países. A cambio de nada. Gente majísima de todo el mundo. Un ejemplo de compartir que no abunda hoy en día en gran parte de la sociedad. Esto te abruma. Marcas muy importantes, muy impactadas porque había “algo” en esa retransmisión que les encantaba.

Muchas chicas que me hacían saber que no les gustaba el fútbol, chicos también, de todas las edades, enganchados por los comentarios, los motes, mis ocurrencias… Gente, foros, chats, grupos de WhatsApp que gritaron el ya mítico gol de Tente Sánchez —el hombre con nombre de juguete español— en el agónico partido contra Bélgica en mi debut… Gente que despertó a la mujer del grito, gente que lo celebró con una copa en un bar viéndolo en un iPad.

No sé, es alucinante. Alucinante. Es tocar un mundo nuevo con el sano objetivo de divertirse y compartir, algo que siempre he hecho desde crío. Sin más pretensiones. Pero quizá eso es lo que lo convierta en algo grande. Porque todo es verdad.

“Profetizo que [Los Esports] SON una ola que nadie va a parar. Porque le gusta a la gente, y punto. Contra eso ni ignorancia ni nada. Pasa con todos los fenómenos. Los que ahora ignoran serán los primeros, en cuanto puedan, en subirse al carro.”

Los eSports y el mundo digital

Escabias – ¿Conoces los eSports o deportes electrónicos? ¿Crees que los medios de comunicación tradicionales los están ignorando de forma consciente por algún motivo?

Iker J. – No los conocía. Ahora he sondeado un poco, sinceramente en esta última semana. Es tremendo. Soy un ignorante total. Pero ya profetizo que esto es una ola que nadie va a parar. Porque le gusta a la gente, y punto. Contra eso ni ignorancia ni nada. Pasa con todos los fenómenos. Los que ahora ignoran serán los primeros, en cuanto puedan, en subirse al carro. Ya me entiendes.

Escabias – ¿Qué opinión te merecen las generaciones jóvenes de youtubersstreamers, jugadores profesionales, y creadores de contenido?

Iker J. – La verdad es que yo soy ya muy mayor, y no tengo una idea real porque no los conozco. Mi vagar por la red en la mayoría del tiempo es para trabajar en el misterio, para documentarme.  Pero lo poco que he visto… es que hay de todo. Y habitualmente, a pesar de envidias, piques y esas cosas, los que tienen mucho éxito suelen tener “algo”. Esa máxima suele cumplirse en casi todo.

Escabias – Como padre que eres, ¿verías bien que tus hijos se dedicaran a esto en el futuro? ¿Crees que hay futuro en el sector, ya sea directamente, o indirectamente como periodista?

Iker J.Creo que hay futuro. Mucho futuro. Enorme futuro. A mis 45 estoy en esta “isla gamer” con El Retrofútbol de Iker, porque es una pasión personal. Y desde esa pasión procuro aprender. Eso es estar vivo. No acomodarse. Afrontar nuevos retos con los que disfrutar. Y la pasión y el entusiasmo son irrefrenables.

A mí me han dado muchos palos toda la vida por dedicarme al periodismo del misterio, y me ha costado un mundo progresar en lo que hago. Yo les pido a toda esta gente que tengan enorme fe. Con el entheos, el entusiasmo, nada puede. Habrá gamers y habrá periodismo de esto. Es imparable, amigos. Tan imparable como un disparo de Saura o de Tente Sánchez, por ejemplo.

“A mí me han dado muchos palos toda la vida por dedicarme al periodismo del misterio, y me ha costado un mundo progresar en lo que hago. Yo les pido a toda esta gente que tengan enorme fe. Con el entheos, el entusiasmo, nada puede. HabrÁ gamers y habrá periodismo de esto. Es imparable, amigos.”

Iker y los videojuegos

Escabias – ¿Qué otros videojuegos te gustan? ¿Alguno de terror, por ejemplo?

Iker J.Me gustan los retro. Mi cuñado me compró una arcade con todos los clásicos. De los nuevos, seré sincero, no sé nada. Sólo juego al PES y de vez en cuando. No me sobra el tiempo, pero intento aprovecharlo. PES es número uno siempre.

Escabias – ¿Tu mujer, Carmen Porter, comparte tu afición?

Iker J.A Carmen le gustan los arcade antiguos. Bubble Buble, Ghost and Goblins… y estos de matar zombies a diestro y siniestro. El que es un crack es mi primo, Roberto Pérez. Siempre tuvo un don. Ese sí que merece una entrevista. Se pasaba todas las máquinas con cinco duros. Todas. Un don. Yo le digo que se abra un canal, porque juega a Fortnite. De momento no me hace caso, pero ya veremos.

Escabias – ¿Cuál es el mejor recuerdo que tienes relacionado con videojuegos?

Iker J.El Retrofútbol. Te lo juro. Las sensaciones y el cariño de tanta gente me han abrumado.  Eso y, al mismo nivel, las partidas con mis amigos Héctor y Borja, que éramos inseparables, en el Bar Natxo de Vitoria, junto a mi casa, jugando al terrible Exciting Soccer. Volví a ponerlo en la arcade, un juego de 1983… y al sonar la música, ¡estaba allí! ¡En el Bar Natxo, con 10 años! ¡Regresé de nuevo!

Esa es la magia de los videojuegos y de la nostalgia. En esto trabajo y disfruto ahora como un niño.

Escabias – ¿A qué se debe tu amor por todo lo retro?

Iker J.A que no puedo permitirme romper en pedazos mi Alma de niño, como muchos adultos hacen consciente o inconscientemente. A que soy un embajador del entusiasmo, y el entusiasmo de la niñez es algo salvaje, un tesoro que me ha permitido sobrevivir… A que la luz de la niñez sigue iluminando cada día de nuestra vida lo sepamos o no. Y yo le rindo culto así.

La Nave del Misterio

Escabias – Dejando a un lado PES, ¿qué novedades nos depara Cuarto Milenio? ¿Algún proyecto personal en el horizonte?

Iker J. – Bueno, nunca paramos. Pues el misterio es una pasión paralela al fútbol y a lo retro. Todo parte de la misma fuente. Seguimos aguantando el tirón, que es algo increíble tras trece temporadas consecutivas. Eso es de Champions. ¿Y sabes lo mejor? Siempre me parece que me queda todo por saber, por contar, y por vivir.

Escabias – Gracias por la entrevista, Iker. De parte de Full eSports, te deseamos muchas victorias en tu Retrofútbol.

Iker J.Gracias amigos. Gracias porque el afecto de medios como el vuestro se agradece y mucho. Casi prefiero los empates agónicos. El sufrimiento. El tener que currar y que cada gol sea una odisea y no una rutina.

¡Prometo que en el Retrofútbol ese gozoso sufrimiento estará siempre presente!

***

Podéis seguir a Iker Jiménez y a la Nave del Misterio en su Twitter oficial, en su página web, y en su canal de Youtube, donde sube tanto gameplays de PES, como blogs sobre misterio y actualidad.

La entrevista de los martes: Iker Jiménez, periodista y gamer
4.6 (92.73%) 11 votos